Vigilancia sobre las plantas de tratamiento de agua potable

Las plantas de tratamiento de agua potable están determinadas por unos parámetros para poder tener el control de la calidad del agua que se suministra a la humanidad, y son las siguientes:

Calidad: apta para el consumo humano y que no deteriore el sistema de distribución.

Cantidad: suficiente para uso doméstico.

Cobertura: accesible al mayor número de usuarios.

Continuidad: disponible por un tiempo reconocido y concertado con la comunidad, idealmente las 24 horas del día.

Costo: equitativo para todos los usuarios y que posibilite el sostenimiento del sistema.

Capacidad de gestión: adecuado a la capacidad de organización y de gestión del nivel local para operar, mantener y administrar el sistema.

Cultura del agua: creencias, costumbres y usos locales sobre uso, protección y cuidado de la cuenca abastecedora.

La vigilancia del agua potable es una actividad periódica sobre el servicio de abastecimiento y la calidad del agua, que tiene como objetivo principal prevenir riesgos y preservar la salud del hombre. La entidad responsable es el Ministerio de Salud, que tiene los siguientes fines:

  1. Elevar los niveles de salud y mejorar la calidad de vida de la población colombiana servida por sistemas colectivos de abastecimiento de agua.
  2. Vigilar el cumplimiento de la normas de calidad físico-química y bacteriológica establecida para el suministro de agua para consumo humano.
  3. Cuantificar cobertura.
  4. Evaluar suficiencia.
  5. Vigilar y controlar continuidad.
  6. Identificar prioridades de inversión.
  7. Promover la organización de la comunidad.

CTA - INFOGRAPHIC

 

Sin comentarios »

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Todos los productos son propiedad industrial e intelectual de ACUATECNICA LTDA © 2016, registrado ante la SIC bajo el No. 142000-6601

Cotice aquí