Los elementos de diseño para acueductos y alcantarillados

Se denomina alcantarillado o red de drenaje al sistema de tuberías y construcciones que sirven para el transporte de aguas residuales, industriales y pluviales de una población desde el lugar donde se generan los residuos hasta el sitio en que se convierten al medio natural o se tratan.

Los sistemas de saneamiento se implantaron en el siglo XIX en las ciudades europeas como respuesta de los problemas sanitarios y epidemiológicos que se producían por la evacuación de las aguas fecales. Los elementos de diseño para acueductos y alcantarillados se pueden construir de dos maneras:

Redes unitarias: las que se proyectan y construyen para recibir un único conducto, mezclando tanto aguas residuales como pluviales.

Redes separativas: tiene dos canalizaciones totalmente independientes. Transporta aguas residuales domésticas, comerciales o una estación depuradora.

Todo sistema de alcantarillado contiene unos elementos esenciales para su construcción:

Las acometidas: son el conjunto de elementos que permiten incorporar a la red las aguas vertidas por un edificio o predio. Las acometidas requieren de: una arqueta de arranque, un albañal, y un entronque.

Las alcantarillas: son conductos enterrados en las vías públicas, de pequeña sección, que transportan el caudal de acometidas e imbornales hasta un colector.

Los colectores: son las tuberías de mayor sección, recogen las aguas de las alcantarillas y las conducen a los colectores principales. Se encuentran en las vías públicas.

Los aliviaderos de tormentas: son depósitos donde se retiene el agua que viene de los colectores cuando está caudalosa por efecto de la lluvia y así evitar inundaciones.

Interceptores: son conducciones que transportan las aguas reunidas por los colectores hasta la depuradora o su vertido al medio natural, tras ser su caudal ya regulado por el aliviadero.

El sistema de alcantarillado además de tener unos elementos específicos, también cuenta con las siguientes con estructuras:

Estaciones de bombeo: la red de alcantarillado trabaja por gravedad para funcionar que funcione correctamente las tuberías, deben tener una pendiente calculada para garantizar al agua una velocidad mínima para no permitir la sedimentación de materiales sólidos.

Complicado su mantenimiento: en estos casos puede ser conveniente intercalar en la red estaciones de bombeo, que permiten elevar el agua servida a una cota próxima a la cota de la vía.

Líneas de impulsión: tubería en presión que se inicia en una estación de bombeo y se concluye en otro colector o en la estación de tratamiento.

Pozos: llamado también depósitos de retención, que son estructuras de almacenamiento que se utilizan en algunos casos donde es necesario laminar las avenidas producidas por enormes tormentas.

Fuente: Wikipedia.com

CTA - INFOGRAPHIC

Sin comentarios »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Todos los productos son propiedad industrial e intelectual de ACUATECNICA LTDA © 2016, registrado ante la SIC bajo el No. 142000-6601